Técnica quirúrgica que soluciona posibles defectos en los párpados, como la aparición de bolsas de grasa o exceso de piel.